miércoles, 26 de febrero de 2014

CUERDA HERIDA

Llanto de guitarra sin consuelo,
huérfana de manos que la abracen.

Ausentes dedos nacidos de la música,
armonía desplomada, golpe seco de cajón.

Las playas de Algeciras sollozan acordes
mientras por el horizonte se aleja una barca
cimentada de flamencas cañas.

De ida y vuelta son los cantes y la muerte
cuando la melodía es luto rasgado de cuerda herida.

martes, 25 de febrero de 2014

VITAE

Hoy recuerdo a los ausentes
mientras sus voces claman sin consuelo
alguna explicación a su suerte.

Zona volcánica sin actividad
donde todo es recuerdo de fuego extinguido
que sueña ser lava.

Sabes que estoy preparado a que el paso de los años
cubra mi sombra de arrugas.

Dispuesto a la alternancia de calor y frío en los armarios,
acabo cada noche a tu lado
con el firme propósito de ahuyentar la rigidez.

sábado, 22 de febrero de 2014

ECLÍPTICA EN REM

Con los ojos cerrados,
volábamos serenos por la curvatura de la Tierra
ajenos a cualquier gravedad.

Aquí no hay impulso que nos pueda lanzar al caos,
sólo trece planetas que nos atraen con la fuerza de los sueños
mientras vagamos por la estratosfera.

Por tu cumpleaños, “man of the moon” sonaba a todas horas.
Yo fui incapaz de escribirte una frase
que pudiera retenerte en la órbita de mi rutina.

Alejarse no es huir,
es tan sólo tomar distancia de la angustia
para que el dolor no acomode su cruzada.

jueves, 20 de febrero de 2014

TRAS LOS PASOS DEL SILENCIO

Tras los pasos del silencio,
la pesadumbre se acopla a los cansados pies del hombre.
Hoy amanecen las cadenas rodeando nuestros cuerpos
mientras las costuras del futuro ceden a la presión.

Tras los pasos del silencio,
los espejos nos devuelven imágenes deformadas,
fragmentos de cuerpos rotos y manos amputadas
con las que construir espacios sin usuras.

Prepara el equipaje y huyamos rumbo a la aldea
donde anidan los estanques y sueñan las bicicletas;
allí te imagino eterna, ilustrando a las luciérnagas
bajo un cielo protector, incapaz de enjuiciar nuestra coartada.

martes, 18 de febrero de 2014

FRÍO


De tristes harapos viste el invierno,
mientras el hambre viaja en hombros comunes.
Europa es un sombra de lo que fue;
españa estercolero oscuro
donde la descomposición hace irrespirable los días.
¿Hasta cuando el zarpazo de lo infame
callará el canto del ruiseñor?
En los aeropuertos las maletas desconsoladas
lloran la ausencia de una patria que nunca existió.

sábado, 15 de febrero de 2014

SUEÑO UN PLANETA EN MI CABEZA



Sueño un planeta en mi cabeza
donde tú, siempre apareces.
Allí los pájaros cantan de madrugada
y el sol juega con la nieve a ser agua.
En las noches, el cielo de nuestro hemisferio
es bóveda estrellada y estelas de cometa
que iluminan nuestros rostros con una luz no eléctrica.
Despierto a kilómetros de ti;
mi piel es negra y mis manos sangran alambradas.
En la playa los cuerpos inertes flotan,
mientras los hijos de dios excusan sus pecados.
Sueño un planeta en mi cabeza
donde la muerte traza el camino del insomnio.

jueves, 13 de febrero de 2014

DOLOR EXTRANJERO



La música del agua no paró de crujir,
convirtiendo en barro las huellas  pavorosas del incendio.
Sedimentos sonoros, ruido de cráter y labios sellados
que olvidaron conjugar las palabras.
Eras verso libre; nada te sometió a la métrica
confusa que desprenden los bullicios
sabiendo enderezar, el rumbo del poema.
En las alturas, tu voz es melodía estéril de camposanto
que deja a merced del silencio, la fina piel nos ampara.


martes, 11 de febrero de 2014

LA GLORIA DE LA OFENSA



Bienvenido al paraíso ciego del sinsentido.
Hoy la nieve llora amargura y el sol nos da la espalda
negándonos su simetría.
Fragmentado y sólo queda el espíritu de la bondad.
Brillo corroído, vulgar tormento de lodo que anula voluntades
asentándose en el  bancal de las miserias ajenas.
Son rostros desencajados, afilados de sordidez
donde el amor nunca posa sus alas por miedo al cataclismo.
¿Cuántas verdades existen en este tiempo sin respuestas?
Al alza cotizan  baratijas  en el mercado de lo zafio,
mientras los justos asisten impávidos a la gloria de la ofensa.

sábado, 8 de febrero de 2014

SIN CONDICIONES



El reloj marcó la hora de la desbandada.
Sin pólvora, asediados por el hambre,
decidimos despojarnos del coraje
y tirarnos al sofá a morir plácidamente.

El ímpetu duerme en cajeros automáticos,
mientras cupido trabaja de becario en codicia & asociados.

Este nuevo evangelio se escribe con tinta de sangre
por pregoneros y tertulianos,
charlatanes ideales para una muchedumbre
con síndrome de abstinencia que viaja rumbo al vacío.

Aferrado al botín de mis afectos,
me niego a firmar una rendición sin condiciones.

miércoles, 5 de febrero de 2014

EL CAMINO DE VUELTA A CASA


Detrás de la guadaña, el vértigo
anuncia la gélida noche de la inercia.
Prometiste luchar cuerpo a cuerpo con la nada
construyendo un muro de adoquín
que frenara al viento del infortunio.
Era mayo cuando reíamos de la mano
intentando doblegar al destino;
conviertiendo el campo de batalla en jardín
donde brotaría la flor de la esperanza.
Aquella ola poderosa, nos devolvió exhaustos a la playa
cuando apenas quedaban fuerzas para luchar.
La tormenta pasó y detrás de la nube
el fulgor de la victoria lleno de luz nuestra isla.
En los mapas de tu cuerpo siempre estuvo grabado
el camino de vuelta a casa.

martes, 4 de febrero de 2014

TIEMPO DIFERIDO


En esta guerra sin fuego
ni cuerpos mutilados,
las bajas se cuentan por legiones.
La codicia expoliadora
ha sembrado la tierra de alfileres
y los hombres descalzos
se niegan a caminar.
Son las filas del tormento
mueca triste, desencantada;
ruido de taladro y carcoma
que el miedo empuña
para anular voluntades.
Si despiertas harto
y sientes el peso del aire:
no dudes en llamar.

lunes, 3 de febrero de 2014

LOS VIAJEROS SIN ESTRELLA


Son los lunes tristes momentos
que envidian ser viernes,
mientras los autómatas cuerpos
vagan en silencio rumbo a la rutina.

Allí, donde la ciudad sufre la mutación
que desemboca en el día
y los párpados comienzan a despegarse del sueño,
allí encontró el caudal su ausente cauce.

En el vagón, sentados frente a frente,
las esquivas miradas, unieron nuestros destinos
y las soledades compartidas despojaron al silencio
de la cartografía miserable del desencanto.

Tú bajaste en –esperanza-
y una última mirada anunció la despedida;
yo continué viaje hacia -las musas-
edén perdido donde se buscan, los viajeros sin estrella.