jueves, 13 de agosto de 2015

NUESTROS LÍMITES

Por el callejón simbólico
donde los rostros se juntan,
las miradas sueñan resplandores dormidos
que un día fueron antorcha.
Un final feliz como deseo
mientras el miedo circula por tuberías interiores
a la velocidad de unos zapatos cansados.
Esta mañana el frio se presentó sin esperarlo.
No permitas que la humedad encuentre nuestros límites.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada