miércoles, 5 de noviembre de 2014

A RAS DEL SUELO

Hay una luz autómata,
que ilumina el ebrio andar de la madrugada.

Humana culpa,
perímetro infranqueable donde los héroes
buscan la palabra precisa.

Tras la tormenta,
el sol dulcifica la derrota
dejando un vacío de sábanas desiertas.

1 comentario: